Miércoles, 16 Agosto 2017
BREAKING NEWS
Trump debería entrenar 100.000 hackers: recomiendan expertos en ciberseguridad

Trump debería entrenar 100.000 hackers: recomiendan expertos en ciberseguridad

Al presidente electo de Estados Unidos le recomendaron entrenar 10.000 hackers.
La nueva administración también debería esforzarse por desarrollar normas internacionales para controlar la piratería informática. Especialmente trazando límites claros con el fin de evitar una guerra cibernética e incluso un conflicto armado.
La Comisión Especial para el Fortalecimiento de la Ciberseguridad del presidente Barack Obama publicó su tan esperado informe, en la noche de este viernes.
El reporte resume en una lista los desafíos en materia de ciberseguridad y explica por qué este tema debería ser una prioridad de la nación.
El hackeo informático, además de ser una situación común, es más peligroso que nunca.
Y para combatir esta creciente amenaza, a la administración de Trump se le recomendaron varias medidas.
Entrenar 100.000 especialistas en ciberseguridad para 2020
El número es enorme y algunos expertos en el tema creen que es poco realista. En estos momentos hay una escasez de especialistas informáticos que tengan el conocimiento para hackear y para defenderse de los hackers.
De ahí que los salarios estén disparados y le resulte cada vez más difícil al gobierno contratar expertos en ciberseguridad. De hecho, muchos de los hackers más talentosos en el FBI y en la Agencia Nacional de Seguridad (NSA, por sus siglas en inglés) se están moviendo para el sector privado. Un asunto frente al que el director del FBI, James Comey, hay manifestado su preocupación.
Especialistas en seguridad le dijeron a CNNMoney que les alarma que el aumento de los trabajos en el sector informático comprometa la calidad y se termine reclutando a trabajadores poco talentosos, en vez de los expertos élite de ciberseguridad que necesita el país.
Aún así, la recomendación para la administración de Trump fue crear un “programa nacional de fuerza de trabajo en ciberseguridad”, que llevaría a los especialistas informáticos a las empresas y agencias gubernamentales de todo el país.
Desarrollar normas internacionales para la piratería informática antes de que sea muy tarde
Los expertos en ciberseguridad insistieron bastante en esta idea. Muchos han manifestado su preocupación sobre que los países puedan entrar a los sistemas de otras naciones negligentemente y terminen generando situaciones de riesgo que conduzcan conflictos armados.
“Estoy muy preocupado porque el conflicto cibernético es el tipo de guerra más escalonada que hemos conocido", aseguró Jason Healey, académico de la Universidad de Columbia que está trabajando en una investigación sobre el tema.
Ponerle atención a los fabricantes de dispositivos inseguros que pueden ser hackeados
Actualmente, estamos viviendo lo que el experto en ciberseguridad, Joshua Corman, ha denominado “un fracaso del mercado”.
Muchos dispositivos con conexión a internet tienen poca o ninguna seguridad. Sin embargo, los fabricantes de dispositivos de gama baja no tienen ningún incentivo para gastar recursos extra en lograr que sus productos sean seguros. Y los compradores no están prestando atención.
Es por eso que uno de los líderes mundiales en seguridad informática, Bruce Schenier, le dijo recientemente al Congreso: “El mercado no puede arreglar esto porque ni al comprador ni al vendedor les importa. El gobierno tiene que involucrarse… lo que necesitamos son buenas normas y regulaciones”.
Si el gobierno empieza a considerar que las compañías de tecnología son responsables por fabricar productos fácilmente hackeables, tal vez las empresas tengan más incentivos para ser cuidadosas, explicaron los expertos.
También se le solicitó a la administración de Trump que evaluara el asunto, a través del Departamento de Justicia, el de Seguridad Nacional, los organismos reguladores de la Comisión Federal de Comercio y la Comisión de Seguridad de los Productos de Consumo.
Otras recomendaciones
Al presidente electo, además, se le recomendó implementar una “estrategia nacional de ciberseguridad” en los primeros seis meses de su gobierno y nombrar a un “consejero informático” y un “embajador informático”.
La mayoría de expertos en ciberseguridad coinciden en que la gran parte de las recomendaciones son acertadas.
“Creo que este será un gran comienzo”, aseguró Randy V. Sabett, un abogado de Washington que hizo parte de la comisión que asesoró a Obama durante el principio de su presidencia.
Sin embargo, algunos han notado que el panel no señaló la importancia de la encriptación: la codificación de la información para que esté protegido de los criminales y espías.
Cada presidente entrante recibe una serie de recomendaciones de los mejores expertos en seguridad cibernética.
Esta vez, la comisión incluyó el exdirector de la NSA, Keith Alexander; el director ejecutivo de MasterCard, Ajay Banga, y a otros destacados ejecutivos de negocios, abogados y académicos.

Artículos relacionados (por etiqueta)

  • Piden respeto

    El obispo Nelson Jesús Pérez, quien asumirá el 5 de septiembre al frente de la diócesis de Cleveland (Ohio), declaró que en su nueva misión espera ser la voz de los inmigrantes y luchar para que la Casa Blanca respete su dignidad.

    En su opinión, el gobierno tiene el derecho de proteger las fronteras y establecer “vehículos y estructuras” para que haya una emigración “legal y saludable”, pero reclamó que se respete la dignidad y los derechos humanos de los inmigrantes que son blanco de deportaciones. “La Iglesia (católica) levanta su voz en defensa y apoyo del inmigrante, para que se respete la santidad de la familia y los derechos humanos, que no son dados por el estado sino por Dios”, señaló el obispo, que preside la subcomisión de Asuntos Hispanos de la Conferencia Episcopal de Estados Unidos. Pérez, de 56 años de edad, hijo de cubanos, nacido en Miami y criado en West New York (Nueva Jersey), será el primer obispo hispano en Ohio.

    La diócesis de Cleveland cubre ocho condados, con 190 parroquias y 2,7 millones de habitantes, de los cuales 680.000 son católicos.

    En una visita reciente a Cleveland, después de su nombramiento por el papa Francisco el pasado 11 de julio, Pérez tuvo un contacto inicial con los sacerdotes y los feligreses, que le brindaron “una acogida muy calurosa y entusiasta”, informó. El prelado dijo sentirse “muy bendecido por poder compartir y caminar” con la iglesia, que tiene “mucha historia y una gran trayectoria y tradición.

  • Marchas piden destitución

    Miles de personas participaron hoy en marchas y concentraciones convocadas en 46 Ciudades de Estados Unidos para pedir al Congreso que inicie el proceso de destitución del presidente Donald Trump. Las marchas, convocadas por activistas de derechos humanos, sirvieron además de oportunidad para protestar contra las medidas de Trump en materia migratoria, sus negocios en el extranjero, la posible injerencia rusa en los comicios presidenciales de 2016 y la supuesta obstrucción a la investigación de este caso, entre otros.

    “La obstrucción a la justicia y el haber violado la ‘cláusula de emolumentos extranjeros’ son ambas razones constitucionales para que el Congreso investigue y destituya al presidente”, declaró a Tudor Popescu, del grupo Indivisible CA D-39, principal organizador de la manifestación en Los Ángeles.

    La de esta ciudad californiana fue la más numerosa, con cerca de 10.000 participantes. Una de ellas fue la de Nueva York, donde apenas varias decenas de personas protestaron frente al Trump International Hotel, a donde también acudió un grupo que mostró su respaldo al presidente, sin que se originara incidente alguno. “Manos muy pequeñas no pueden construir el muro” de la frontera de México, gritaron los manifestantes en Nueva York, donde un hombre disfrazado del presidente ruso, Vladimir Putin, aparecía a hombros de Trump y portaba un letrero en el que se leía “No vínculos con Rusia. Créanme”.

  • Rompe Trump una tradición

    El presidente Donald Trump puso fin a una tradición de casi veinte años y no celebró en la Casa Blanca con representantes de la comunidad musulmana la cena de “iftar”, que marca el fin del ramadán. Esta es una tradición que venían celebrando anualmente los presidentes desde que en 1999 lo hizo Bill Clinton.

    El ramadán, que cae en el noveno mes del calendario lunar islámico, comenzó el 27 de mayo y concluyó a la puesta del sol del 24 de junio, que es cuando los musulmanes practicantes de todo el mundo celebran el Eid al-Fitr, la “fiesta de la ruptura del ayuno”.

    En lugar de la celebración en la Casa Blanca este año el Gobierno se limitó a la emisión de un comunicado en el que Trump, expresó su “cálida felicitación” por dicha celebración. “Los musulmanes en los Estados Unidos se unieron a los de todo el mundo durante el mes sagrado del ramadán para centrarse en actos de fe y caridad. Ahora, cuando conmemoran a Eid con sus familiares y amigos, continúan la tradición de ayudar a los vecinos y compartir el pan con gente de todas las clases sociales”, agregó.

    El anterior presidente, Barack Obama, solía invitar a la cena del fin del ayuno del ramadán a líderes musulmanes, incluidos los congresistas musulmanes. Antes que él, fueron los presidentes Bill Clinton y George W. Bush los que mantuvieron esta tradición en la Casa Blanca, aunque el primer gobernante que acogió una cena de este tipo en la Casa Blanca fue Thomas Jefferson, en 1805.

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.

Suscríbase gratis

Reciba mensualmente nuestro boletín por correo. Puede cancelar en cualquier momento