Miércoles, 25 Abril 2018
BREAKING NEWS
Lo que salió bien y lo que salió mal del acuerdo de paz de El Salvador 25 años después de su firma

Lo que salió bien y lo que salió mal del acuerdo de paz de El Salvador 25 años después de su firma

Este lunes se conmemora en El Salvador el aniversario número 25 de la firma de los Acuerdos de Paz que se firmaron en Chapultepec, México, el 16 de enero de 1992, que pusieron fin a 12 años de guerra civil en ese país.
Más de dos décadas después el de El Salvador es visto como un proceso de paz ejemplar pues no solo logró terminar con un conflicto armado que desangró al país durante más de una década, sino que logró una reconciliación política que permitió elecciones libres e incluso la llegada al poder de exguerrilleros.
Sin embargo, en el posconflicto, el acuerdo no logró pacificar al país, pues actualmente El Salvador es uno de los más violentos del mundo, según cifras del Banco Mundial y de las Naciones Unidas.
Douglass Cassel, asesor jurídico de la Comisión de la Verdad de ONU para el proceso de Paz de El Salvador y actualmente integrante del Instituto Krok de Estudios Internacionales de Paz de la Universidad de Notre Dame, analizó en CNN en Español los pros y los contras de los Acuerdos de Chapultepec, 25 años después.
Lo positivo
Según Cassel, entre los aspectos positivos de estos acuerdos hay que resaltar que se puso fin a un conflicto armado y que desde entonces no ha habido otras actividades militares en el país. Además, resalta el hecho de que dos antiguos enemigos pudieran gobernar al país en conjunto.
“Eso es raro en el mundo, ver que dos exopositores militares logran participar pacíficamente en un gobierno con elecciones democráticas”, dijo Cassel sobre el hecho de que el partido ARENA y el FMLN gobernaran en conjunto.
En El Salvador, después de la firma de los Acuerdos de Chapultepec en enero de 1992, se realizaron las primeras elecciones en el periodo de paz. Allí por primera vez participó el Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN) que de ser un grupo guerrillero pasó a ser un partido político luego de dejar las armas.
Dos años después de la firma de la paz, del FMLN fueron elegidos 21 de 84 parlamentarios en la Asamblea Legislativa (casi el 25%), así como 21 alcaldías, recogiendo el 21,39% del total de votos válidos en el país, según la página web de ese movimiento político.
Rubén Zamora, candidato presidencial del FMLN obtuvo el 31,6% de votos en la segunda vuelta presidencial del 34 de abril de 1994, frente al 68,3% Armando Calderon Sol del partido ARENA, según recoge la base de datos política de la Universidad de Georgetown.
Diecisiete años después, en 2009, Mauricio Funes, un candidato del FMLN, fue elegido como presidente.
Una de las firmantes de los Acuerdos de Paz de Chapultepec, Nidia Díaz, actual diputada por el FMLN, dice que la bandera de este proceso fue la participación política de los cuales todos pueden gozar ahora.
“Hay libertades que antes no se tenían. Esas libertades le permiten a la gente luchar por propósitos políticos, por las ideas. Ya nadie te va a matar, desaparecer, ni meter a la cárcel por una la idea”, le dijo Nidia Díaz a CNN en Español.
Lo negativo
¿Pero por qué a pesar de que se firmó un acuerdo de paz, el país no logró pacificarse?
Tanto Cassel como Díaz, aseguran que la falta de inclusión social fue uno de los puntos negros del posconflicto.
Cassel dice que no se tomaron “medidas efectivas para poner fin a las condiciones económicas y sociales que habían dado lugar a la guerra en un principio”.
Este hecho, añade, dio como resultado grandes problemas de pobreza y desigualdad, que han sido uno de los principales problemas de El Salvador en los últimos años.
En esto coincide Nidia Díaz —cuyo nombre original es María Marta Valladares, pero siguió usando el que era su alias como guerrillera—, pues según dice, faltó resolver el tema de la inclusión social y económica, además de fomentar la cultura de paz en el posconflicto.
“Después de la firma de los Acuerdos se vive un ambiente de libertades y derechos políticos como nunca antes, pero no por eso dejamos de tener violencia que genera la misma sociedad y la misma falta de oportunidades de un sistema económico y social”, dice.
“Hubo ausencia de fomento de valores, de principios, de solidaridad y de tolerancia; esto es un proceso que no se resuelve de la noche a la mañana”, dice Díaz. “Tenemos que fomentar una cultura de paz”.
25 años después, El Salvador aparece en el panorama mundial como el segundo más con más homicidios intencionales por cada 100.000 habitantes.
Según cifras de la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito citados en un informe del Banco Mundial sobre muertes violentas, en ese país se registraron 64 homicidios intencionales por cada 100.000 habitantes en 2014.
Pero a pesar de la violencia diaria que azota al país, el jefe de la Policía Civil de El Salvador, Howard Cotto, resaltó el pasado mes de noviembre en una conferencia de prensa que el país había empezado a “recuperar la tendencia a la baja” en homicidios.
El 12 de enero El Salvador celebró que no hubiera ningún muerto violento en 24 horas.
En enero y febrero de 2016, una persona murió cada hora, según estadísticas de la policía y a final de ese año, hubo 5.278 asesinatos, 1.378 asesinatos menos de 2015.
Algunos sectores dicen que no hay mucho que celebrar, pues ahora se libra una guerra frontal contra las pandillas, grupos responsables, según las autoridades, del 90% de los asesinatos y que mantienen a El salvador como uno de los países más violentos.
Y aunque en los últimos días tres cabecillas de la Mara Salvatrucha mostraron su voluntad de negociar, según un reportaje del medio digital El Faro, el gobierno dice que no dialogará con grupos armados.
“No se puede dialogar con aquellos que mantienen una pistola, o que quieren mantener con una pistol en la cabeza al país”, dijo el vicepresidente de El Salvador, Óscar Ortiz, el pasado 11 de enero en una reunión con el Gabinete de Seguridad.
Con el fin de buscar un nuevo acuerdo para superar los principales problemas que afronta el país, el presidente Salvador Sánchez Cerén hizo un llamado este lunes durante un acto de conmemoración por los 25 años de la firma de los Acuerdos, a diferentes sectores para buscar un nuevo acuerdo para lograr un mejor país.
Sánchez Cerén admitió que aunque “aún hay una deuda en la implementación de los acuerdos de paz”, busca impulsar el espíritu de diálogo con el nuevo acuerdo país, que, según dijo este lunes, son la segunda generación de los Acuerdos de Chapultepec pero "frente a los desafíos y necesidades actuales".

Artículos relacionados (por etiqueta)

  • Cumbre de América

    La Lucha contra La corrupción, el tema que funge como eje de La cumbre de Las Américas.
    Odebrecht, Lava Jato, Papeles de Panamá, Cambridge Analytica son solo algunos de los más recientes casos de corrupción que se encuentran vigentes en el continente americano.
    En estas circunstancias se llevó en Perú la VIII Cumbre de las Américas, cuyo tema central fue “Gobernabilidad democrática frente a la corrupción”. Al anunciar los objetivos de la cumbre, en junio de 2017, Perú, como anfitrión, propuso como eje “el tratamiento de los efectos de la corrupción en la institucionalidad democrática, la gobernabilidad y los objetivos de desarrollo sostenible adoptados por la comunidad internacional en la Agenda 2030, a la luz del andamiaje normativo internacional existente”, de acuerdo con el sitio web de la Representación Permanente de Perú ante la OEA.
    “A partir de los resultados obtenidos en este diagnóstico, se sugerirán cursos de acción concretos para hacer frente a los problemas identificados”, añadió.
    El abordaje en 2018 de este problema en el continente se hace imperativo debido a que, como Transparencia Internacional subraya en la más reciente publicación de su Índice de Percepción de la Corrupción, este es “un año electoral clave para varios países de América Latina y el Caribe”, por lo que, dice la organización, “a fin de favorecer realmente los esfuerzos contra la corrupción en América Latina y el Caribe, los gobiernos deberían fomentar la voluntad política en este sentido y demostrar que tienen un compromiso sostenido y a largo plazo con las reformas para erradicar la corrupción”. De acuerdo con el Índice de Percepción de la Corrupción 2017, publicado en febrero de 2018, en América, solo 11 países tienen más de 50 puntos dentro de un puntaje de 0 a 100 segúnel cual 0 es muy corrupto y 100 muy transparente.
    El índice clasifica 180 países por los niveles percibidos de corrupción en el sector público, según sondeos con expertos y empresarios.
    Canadá es el único país del continente dentro del top 10 mundial de poca corrupción, mientras que Estados Unidos ocupa el puesto 16,  Uruguay el 23, Barbados el 25, Chile el 26, Bahamas el 28 y Costa Rica el 38. Venezuela, con 18 puntos, está en el lugar 169, a 11 posiciones del tope de peores países.
    Los escándalos:
    Aunque no son los únicos, estos son los casos de corrupción vigentes más destacados en el continente:
    Los tentáculos de Odebrecht:
    Diez países de Latinoamérica están involucrados en el que podría ser el caso de corrupción más grande en la última década: los sobornos de la constructora brasileña Odebrecht. Presidentes y expresidentes han sido sentenciados.
    El caso Lava jato:
    La mayor investigación sobre corrupción en la historia de Brasil, relacionada con el caso Odebrecht, ha implicado a más de 40 legislado- res y hasta al expresidente Luiz Inácio Lula da Silva.
    Cambridge analytica:
    La información de decenas de millones de usuarios de Facebook terminó en manos de Cambridge Analytica, una empresa contratada por Donald Trump para las elecciones de 2016 en Estados Unidos. La firma de análisis de datos trató de influir en los votantes infringiendo las reglas de la red social. Mark Zuckerberg, presidente ejecutivo de Facebook, pidió perdón.

  • "Ticos" apuestan por continuidad

    La Organización de Estados Americanos (OEA) felicitó a los costarricenses por su “espíritu cívico” durante mis comicios presidenciales y a Carlos Alvarado por su victoria en ellos.
    El organismo alabó la actitud de la población durante la jornada electoral y dio la enhorabuena al presidente electo, así como al rival en la segunda vuelta de las eleciones, el candidato Fabricio Alvarado, por su “temprano reconocimiento” según informó en un comunicado.


    Carlos Alvarado, el candidato oficialista del Partido Acción Ciudadana (PAC), ganó la segunda vuelta con el apoyo del 60.7 por ciento de los votantes, frente al 39.9 de su rival, el evangélico conservador Fabricio Alvarado, quien fue la gran sorpresa del proceso. El posicionamiento de la OEA resulta de los datos recabados por la Misión de Observación Electoral -encabezada por el expresidente colombiano Andrés Pastrana- envia- da al país, donde mantuvieron encuentros con los magistrados del Tribunal Supremo Electoral (TSE) y los dos candidatos y recorrieron centros de votación en San José. Pese a que el organismo continental ensalzó la “madurez política” de ambos candidatos, destacó que el tono de los debates y las discusiones durante la campaña fue “mas agresivo que anteriores”.

    Esta elección nos ha confrontado con un espejo como país. Tenemos que leer esta elección así y entender eso profundamente. Como primer servidor del país, mi deber será unir esta republica para sacarla adelante”.

  • Quieren salir del populismo

    La mayoría de los argentinos quiere salir del populismo

    Nicolás Dujovne, ministro de Hacienda del gobierno de Mauricio Macri, dijo que “la mayoría de los argentinos quiere salir del populismo”, durante la más reciente emisión de En Diálogo con Longobardi, el programa dominical de entrevistas presentado por el periodista argentino Marcelo Longobardi en CNN en Español. “El populismo es pan para hoy y hambre para mañana”, dijo a Longobardi el ministro, quien luego añadió que “cuando los argentinos pensamos en crisis, pensamos en el 2001”, en referencia a la crisis política y económica que causó la renuncia del presidente Fernando de la Rúa.

    Dujovne, quien tiene a cargo controlar uno de los desafíos más importantes de la economía argentina, se refirió a las dificultades del país para crecer y a los intentos del gobierno por bajar la tasa de inflación. “Nos propusimos la reforma económica con estabilidad política”, afirmó Dujovne y además aseguró que para ello el gradualismo es la única opción. El ministro de Hacienda de Argentina habló también sobre las dificultades de crecimiento en el país debidas, según él, a fallas de los gobiernos anteriores. “La Argentina lleva 70 años creciendo menos que el resto del mundo, es decir que tenemos problemas acumulados”, afirmó.

Deja un comentario

Asegúrate de llenar la información requerida marcada con (*). No está permitido el código HTML. Tu dirección de correo NO será publicada.

Suscríbase gratis

Reciba mensualmente nuestro boletín por correo. Puede cancelar en cualquier momento