Martes, 12 Diciembre 2017
BREAKING NEWS
Jueves, 18 Mayo 2017 15:32

Trastornos del estado de ánimo

Los sentimientos de soledad, melancolía y tristeza son compañeros inseparables del ser humano. Hipócrates en el siglo IV, AC da el nombre de melancolía a estados de abatimiento, temor, inhibición, miedo, etc. En el antiguo testamento (Libro de Samuel) se menciona a Saúl con estados de tristeza profunda que se mejoraba con la música de David.

Todos, en diferentes momentos de la vida, nos sentimos tristes o melancólicos. Es normal sentirse triste en algunas ocasiones del diario vivir; por ejemplo, aquellas personas que han emigrado sienten nostalgia de haber dejado su país, su familia, sus amigos, su casa y cada una de sus pertenencias. Pero ¿cuál es el límite entre un sentimiento "normal" de tristeza y el sentimiento causado por la depresión cómo enfermedad?

Aproximadamente 1 de cada 10 personas mayores de 18 años tiene trastornos del estado de ánimo, que pueden llegar a la depresión, al trastorno bipolar o depresión maníaca. Los signos más claros de que necesitamos pedir ayuda profesional son: tristeza prolongada o ataques de llanto inexplicable, cambios en el apetito y en los patrones del sueño, irritabilidad, furia, preocupación, agitación, ansiedad, pesimismo, incapacidad de disfrutar cosas que antes interesaban, aislamiento social, sentimientos de culpa, dolores inexplicables, etc. Si tenemos 5 o más de estas señales se debe considerar buscar ayuda.

Los trastornos del estado de ánimo no son defectos de carácter ni debilidades personales; son enfermedades reales que pueden incrementar los riesgos de problemas cardiovasculares, diabetes y otras enfermedades en una persona y en familiares y amigos. Si algún ser querido tiene un trastorno del estado de ánimo, usted (familiar o amigo) tal vez se sienta impotente, abrumado, confundido y desesperanzado; o tal vez se sienta herido o enojado. Es posible que también tenga sentimientos de culpa, vergüenza, soledad y temor. Todos esos sentimientos son normales. Lo que necesita saber es que los trastornos de conducta son enfermedades que no son culpa de nadie, usted (familiar o amigo) no los puede curar, pero si brindar apoyo y esperanza a quién lo padece. Si desea ayudar pregunte directamente sobre el problema y como puede ser útil. Por favor evite decir comentarios como: es tu imaginación, todos tenemos problemas, deja de preocuparte, se positivo, deja de actuar como loco, olvídate del problema, tú eras fuerte, etc., etc. Estas frases, en lugar de ayudar, pueden causar un impacto negativo.

El tratamiento para los trastornos del estado de ánimo incluyen: medicinas, psicoterapia o la combinación de los dos. Además el asistir a grupos de apoyo puede ayudarle a hacer cambios saludables en el estilo de vida. La mayoría de pacientes con trastornos del estado de ánimo pueden llevar una vida productiva si reciben el tratamiento adecuado.

Publicado en Salud

Suscríbase gratis

Reciba mensualmente nuestro boletín por correo. Puede cancelar en cualquier momento